LOS GANADORES EN 4X4 BECERRA – TELLERÍA VISITARON LU15

El paso del Safari Regional por Los Menucos tuvo todos los condimentos que se anticipaban en la previa: terreno difícil y cambiante, un tendal de competidores por el camino, y extrema dureza, en todo sentido, que se va a recordar por mucho tiempo. Dentro de ese marco y con el cansancio aun pintado en el rostro, los ganadores absolutos en autos, en las dos jornadas se toman tiempo para el análisis en dialogo con Escape Libre.
La dupla Guillermo Becerra – Pablo Tellería era impensable en la previa. El piloto del “Matambrito” corre siempre con su hijo Federico a su lado, pero una gastroenteritis lo hizo quedar en Viedma y es por ello que debió apelar a quienes lo acompañan en el equipo para ocupar la butaca derecha.
“Teníamos una idea de ir a Los Menucos a sumar, porque queremos ser protagonistas del campeonato. Federico, mi acompañante habitual no pudo ir a la carrera por un problema estomacal. Iba a correr con Gustavo, que se descompuso también el viernes a la noche en Los Menucos. La mañana del sábado lo vi a Pablo Tellería que acompaña siempre al equipo y le dije “arriba”. Con el ya habíamos corrido antes”, cuenta Becerra.
La competencia tuvo todo: terrenos con piedras, arenales, matas de pastos, viento incontrolable, frío, extensión inusitada de cada etapa. Es por ello que todos los pilotos coinciden en calificarla como “extremadamente dura”.
El piloto que encabeza el campeonato de los 4×4 señala que “hace años que estoy en el Safari y también hace mucho que no corría una carrera con tanta extrema dureza y tan larga. A mi me gustan que las carreras sean duras porque te da tiempo a recuperar. Nosotros anduvimos perdidos porque la señalización no era del todo clara como para mantener un ritmo de carrera. Luego, cuando encontrabas el rumbo, perdías el referencial de la siguiente y hasta que te volvías a acomodar, eso hizo que se pasaran las horas como todo el mundo sabe”
Cuando se realizaba la largada simbólica frente a la municipalidad de Los Menucos, en los micrófonos de Escape Libre, Guillermo Becerra habló de hacer una carrera cauta, de no arriesgar, pero a la hora de la largada real no dejó de acelerar para sacar diferencias
“A mí me gusta salir a hacer la punta porque prefiero equivocarme por mí mismo y no por ir en la tierra de los demás. El domingo tenía una hora de ventaja en mi categoría y podría haber salido a especular en función de la carrera y siempre me mantuve en la punta. La ventaja nuestra es tener el auto que tenemos que, en algunas partes es imparable”
En la butaca del navegante estuvo el campeón argentino master de Enduro, Pablo Tellería quien asiente con una sonrisa cuando le comentan que “el que nace campeón es campeón siempre”, Satisfecho de haber aportado lo suyo al triunfo de la máquina n° 16, recuerda que ya corrió alguna etapa con Guillermo en otras oportunidades y que también tuvo experiencia en cuatriciclos o acompañando a otros pilotos de Safari
“Cuando me dijeron que tenía que subir al auto no estaba muy convencido pero lo hice. A pesar de la dureza estuvo todo lindo” señala Tellería que agrega que “la disfrute un monton y me saque las ganas. El auto anduvo muy bien y Guillermo se manejó todo”.
En algunos deportes se dice que “equipo que gana no se cambia”. ¿ocurrirá lo mismo en el Safari con la dupla exitosa del último domingo?
(Redacción central)
Foto: Poll Wass

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.